in

Una cura para el alma

La muerte de un ser nos genera una gran cantidad de sentimientos, prácticamente todos negativos, desbordantes y asfixiantes. Muchas veces no sabemos cómo afrontarlos de la mejor manera posible o cómo librarnos de ellos y sentimos que, de alguna manera, algo en nosotros se muere también y se convierte en algo irrecuperable.

Este relato lo escribí a raíz de una vivencia que tuve y que fue muy dura, y aunque es bastante siniestro no deja de tener un carácter esperanzador, en mi blog fueron bastantes los que me comentaron positivamente el relato.

Aquí les dejo el inicio:

«Quería salvarle la vida, pero los humanos no tenemos fuerzas suficientes para eso. Lo encontré entre las flores de mi jardín, débil, sin poderse mover apenas. Lo recogí del suelo, tenía los minúsculos ojos cerrados mientras se debatía entre la vida y la muerte en la palma de mi mano, donde terminó por fallecer. Al menos no fue en el suelo frío y húmedo, al menos no fue comido por los bichos, al menos murió con alguien arropándole y llorando. No sé si eso sirve de algo. Me gustaría pensar que en el último suspiro de su vidita pequeña eso le reconfortó. Lloré de absoluta impotencia y cuando ya no pude sostenerlo más en mi mano le di la sepultura más digna que pude en aquel momento y traté de olvidarlo. Sin embargo, no fui el mismo a partir de ese día.»

Les dejo el enlace por si les apetece seguir leyendo, me haría mucha ilusión que pudieran decirme que les resultó de utilidad: https://www.elmundoenpalabras.net/blog/una-cura-para-el-alma

Esta publicación ha sido creada con nuestro formulario de presentación agradable y fácil. Crea tu publicación!

¿Lo puntúas? ¿Bien o Mal?

Mentor

Escrito por Arima

Soy escritora creativa y tengo un blog en el que cuelgo artículos variados, sin embargo, mi sección favorita es la de cuentos, la mayoría de ellos de terror y ubicados en ambientes oscuros y sórdidos. Adoro leer también. He publicado un libro sobre un asesino en serie y sobre pesadillas.

Comments

Deja un comentario

Cargando…

0

Comments

0 comments

Desincronizado

El Vórtice